El SENASA activa la campaña de prevención y control sobre la Rabia

Luego de la confirmación de la detección de un caso de Rabia en un ejemplar de zorro colorado en el Parque Nacional Nahuel Huapi, profesionales del SENASA coordinan acciones y brindan información a la población.
Esta tarea implica brindar información y sensibilizar a la población sobre las características de la enfermedad. En este sentido, los profesionales del servicio emitieron una serie de recomendaciones dirigidas a todas aquellas personas que transiten o habiten en la zona.
En principio, el SENASA recomienda “no acercarse a animales con comportamiento errático ni a murciélagos caídos o animales moribundos”.
El organismo sanitario advierte que la Rabia “se trata de una zoonosis mortal que se trasmite por mordeduras y rasguños” por lo que en caso de observar animales “con sintomatología compatible con Rabia” se deben “extremar al máximo las medidas de protección y evitar todo contacto directo con el animal”.
Además, recordó que las mascotas (perros y gatos) que se encuentren dentro del Parque Nacional deberán vacunarse anualmente contra la Rabia.
Asimismo, el SENASA recomendó vacunar de manera preventiva al personal del Parque que pueda estar en contacto con los animales silvestres.
Finalmente, enfatiza que se deberán “extremar las medidas de bioseguridad al momento de realizar la necropsia de los animales”. Esta actividad “deberá ser realizada por veterinarios que cuenten con el tratamiento antirrábico preventivo al día y con una medición de anticuerpos que garantice que están protegidos”.
Es de hacer notar que este hallazgo confirma definitivamente la ampliación del área de difusión del patógeno y alerta sobre la necesidad de su prevención y control efectivo.
Recientemente el SENASA ha incrementado su actividad sobre rabia al confirmarse varios casos de Rabia paresiante en la Provincia de Córdoba y otras del noroeste argentino en lo que va de este año.
Fuente: SENASA, SENASA