Brote de Rabia en la Provincia de la Rioja, Argentina

El Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (SENASA) adoptó las medidas sanitarias preventivas ante la detección de un brote de Rabia paresiante en un establecimiento productivo en el Puesto 25 de Mayo, en la localidad de Castro Barros, a 205 kilómetros de la ciudad de La Rioja, en el límite con la provincia de Córdoba.

El caso se detectó tras el análisis efectuado en muestras tomadas a un animal con sintomatología compatible con la enfermedad, que fueron enviadas al laboratorio por profesionales de la Oficina La Rioja, jurisdicción del Centro Regional Cuyo del SENASA.

Tras la confirmación del diagnóstico, el SENASA estableció un área de vacunación obligatoria en un radio de 10 kilómetros alrededor del predio afectado, en el cual se debe inocular de inmediato contra la Rabia a la totalidad de los animales de las siguientes especies: bovinos, equinos, porcinos, caprinos, ovinos y caninos.

Asimismo, el organismo interdictó los establecimientos ubicados en esta zona para evitar que animales enfermos o incubando Rabia entren en contacto con personas, tanto en prácticas de manejo como en la faena y el consumo. Esta acción se levantará 30 días después de haber completado el esquema de vacunación antirrábica.

La Rabia paralítica o paresiante es una enfermedad epidémica y recurrente causada por el virus rábico transmitido por el vampiro común Desmodus rotundus, que afecta principalmente a bovinos y equinos, y con menor frecuencia a otras especies domésticas, a las personas y a algunos animales silvestres.

Por último, el SENASA recomienda evitar el contacto con animales muertos o con sintomatología nerviosa y dar aviso inmediato a la oficina del SENASA más cercana, a fin de dar intervención de manera preventiva y analizar sanitariamente cada situación. Además, toda aquella persona que haya estado en contacto con el animal positivo deberá concurrir al centro de salud más cercano, para ser evaluado por un médico.

Fuente: SENASA